LA GIOCOND@, Observando a Leonardo da Vinci

En cada momento dicen las personas, está pasando algo. A mí no me pasa nada, he leído en varios libros. Y es que, un sueño bien podría ser algo real y ecuánime. Pero parece que hay cosas que son muy transcendentes, como una obra de arte, un párrafo, una cita. También que estos asuntos son como las discusiones. Pero en realidad, Yo no doy trascendencia. Porque mientras más observo al ser humano, más miedo dentro. Como mi abuela, ganas de darte un zarpazo. Pero en realidad, no es mi estilo. Porque en realidad, vivir entre la multitud y vacío por dentro, podría ser nuestro estilo. Pero es que, aquí, nada es real, recalco y, repito que, el Amor es Plenitud de cada instante. Cada ser lo esconde, porque tenemos miedo constante de Amar. Y, es que, en realidad podría ser muy peligroso el hastío del Amar. Pero es claro, es nuestra condición. Escondernos y salir al Desierto de nuestros Pensamientos. Entonces, no valdrá, La Trascendencia. Más vale tener Una Razón entre La Locura. Un Deseo. Un Amor. Y por qué no, Una Mirada entre El Desierto de Arena.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s